Casa de Campo Living @es

Una cariñosa despedida a Alan Zelnick

allan zelnick

This post is also available in: Inglés

alan zelnickEs con enorme tristeza, pero bellos recuerdos, que les traemos las noticias del fallecimiento de Alan Zelnick, un amado miembro de la comunidad de Casa de Campo.

alan zelnickAlan tenía 82 años cuando falleció el 22 de abril en su hogar en Nueva Jersey, un servicio funerario en su honor tuvo lugar el miércoles 24 de abril en la Capilla Menorah, en Millburn, Nueva Jersey.

Nacido en Brooklyn, Nueva York, el Sr. Zelnick fue criado en Freehold, Nueva Jersey. Él era un conocido abogado internacional y era socio y miembro fundador de la firma Fross, Zelnick, Lehrman & Zissu, localizada en Manhattan por 40 añoss antes de retirarse hace 10 años. Alan recibió una licenciatura en Rutgers, su licenciatura en derecho en la Escuela de Derecho de Harvard y una maestría en derecho de  N.Y.U.

Todavía en vida siguen su querida esposa, Elsa (nee Strauss), y sus adorables hijos, Karen Davis, Strauss Zelnick, Beth Kaufman, Marci Zelnick Rodriguez y Laurie Zelnick; también tuvo siete adorados nietos. Lamentablemente el Sr. Zelnick tuvo que ver a su querido hijo, Carl Zelnick, fallecer antes que el.

Alan será recordado con mucho cariño dentro de la comunidad de Casa de Campo por su generosidad  y espíritu noble. Elsa, la querida esposa de Alan describe al amor de su vida simplemente como «un hombre muy especial, sabio, amable y compasivo.»

alan zelnick Los siguientes tributos fueron escritos por los amigos y vecinos de Alan en Casa de Campo.

alan zelnick«Hace algunos años, mientras caminaba apresuradamente por la Tercera Avenidad en Nueva York, tropezé con un hombre elegante, vestido con saco y corbata, que salía de un edificio de oficinas. Al disculparnos y reconocernos nos reimos a carcajadas. ¡Era Alan Zelnick vestido como abogado y yo también en un traje de dos piezas! ¡Esa ropa no iba con nosotros! ¡Alan pertenecía al Caribe; Alan pertenecía a Casa de Campo; Alan nos pertenecía a todos aquí!

Solo leyendo su obituario descubrimos la extraordinaria vida profesional y brillante carrera de Alan, pero con su bajo perfil para nosotros brillaba a través de sus ojos mientras nos contaba una historia o escuchaba una de las nuestras.

Pasar por El Ingenio y ya no ver a Alan saludarnos desde su jardín con su encantadora y amistosa sonrisa es algo que nos llena de profunda tristeza. Como mi hijo David decía cuando tenía 4 años «Papi, la gente que fallece no muere siempre y cuando lo recordemos», nosotros decimos: Alan vivirá una larga vida en nuestras memorias y nuestros corazones.»

— Leopoldo Maler

«Alan siempre será recordado con cariño por su gentileza, sinceridad y su humildad a pesar de sus muchos talentos y notables logros. Es una gran perdida para nosotros no poder compartir más su cálida amistad y compañía. Casa de Campo ha perdido a uno de sus ciudadanos más honorables.»

— Joe Callaghan

«Alan fue un hombre extremadamente realizado e hizo del mundo un lugar mejor al haber sido parte de él. Vivió su vida con dignidad, coraje, honestidad y consideración. Que en paz descanse.»

— Phyllis Berney

allan zelnick

«Siempre pienso en la frarse «un caballero y un erudito»  cuando pienso en Alan.¡Y Harry [Moscatello]! ¡A ellos, junto con Dom [Delaurentis], se les extrañará!»

— un dueno de villa de Casa de Campo

«Alan Zelnick fue un hombre divertido, cálido y amable. Él era generoso, siempre se podía contar con él para una donación. ¡Y acogedor, siempre invitándonos a «simplemente pasar un rato»! Era bueno con los animales, ayudando a los animales de la calle  de La Romana. Siempre esperábamos con ansias nuestras cenas y discusiones con él, lo cual siempre fueron muy interesante.

Realmente extrañaremos a Alan, el era uno de los buenos.»

— Kathi and Rick McDaniel

To Top